Autopublicación: "Romance del algoritmo"

Actualizado: 13 mar


Ha despertado sudando,

noqueado y sin reacción.

El sueño se ha cumplido y…

¡Solo gobierna un robot!


Ni imprentas ni publicistas

mandan ya en este escritor,

que teclea sin descanso

sin saber de promoción.

Ni tampoco quedan droides

como esos de Star Wars

que podrían animarle

en plan K2SO

pero que tumban su intento

de salir al exterior.

“Dos se-gun-dos y estás muer-to

no cap-tas-te la aten-ción,

tus re-zos se equivo-ca-ron

el al-go-rit-mo es el dios”


Y él se dice que quizá

de esta guerra ya se hartó

Que hay más vida y más galaxia

fuera del ordenador,

que se va a cualquier cantina

con Leia y C3P0

a tomarse una cerveza,

y a empezar un novelón.


Y ya luego, si apetece,

a brindar... por “Amazón”.





P.D. me dirás que a qué viene esto.

Te explico: ¿Sabías que el algoritmo de las redes sociales tarda dos segundos en impulsar o descartar tus publicaciones? Al menos, eso dicen los expertos. Por más contenido maravilloso que publiques acerca de tu trabajo, todo será juzgado por un frío ordenador


Tal asunto merecía un poema, quizá de esos que no superen la prueba de los dos segundos y queden sumergidos en el agujero negro de la galaxia. Pero la verdad es que me reí bastante al hacerlo. Hablar de robots en octosílabos tiene su gracia,


Por si no eres muy fan: C3PO y K2SO son robots fieles a la alianza en la saga Star Wars. Para la princesa Leia, supongo, sobran las presentaciones.


Y aunque en clave de humor, el romance queda abierto a la reflexión consciente. porque al final, hasta en la propia cantina, te vas a encontrar alternando con robots.


¿Será que ya están en todas partes?








29 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo